Babear por la Ciencia, por Natalia Ruiz Zelmanovitch (nzelman)

Cuando por fin pisé aquel suelo rotante os juro que se me pusieron todos los vellos como escarpias… Estaba dentro de la cúpula. Unas enormes grúas levantaban piezas de la que sería la estructura del telescopio más grande del mundo hasta el momento. Corría el año 2002. Me sentía pequeñita y me faltaba el aire. Entonces entendí por qué algunas religiones construían grandes edificios de techos inmensos y espacios diáfanos. Porque uno tenía la sensación de entrar en contacto directo con “la revelación”: en mi caso, las maravillas de la Ciencia y la Tecnología. Tenía que contarlo y el reto era transmitir esa sensación de sobrecogimiento que todavía hoy me estremece…

Esto fue sólo un año después de empezar en esto de la divulgación científica, casi por casualidad. ¿Qué centro de investigación iba a contratar a una chavala que venía de la Televisión Tropical de Almuñécar y que era licenciada en Traducción e Interpretación? Pues el Instituto de Astrofísica de Canarias. Allí estuve siete años, aprendiendo tanto que rebosaba telescopio como si fueran babas, porque era tal el amor que sentía por él que me desviví explicando cada uno de sus detalles con artículos, vídeos, animaciones, entrevistas, una web y mil proyectos.

No me he empachado. El GTC fue el cebo y me comí el anzuelo enterito. Ahora, desde el Centro de Astrobiología de Madrid, se suman a la Astrofísica muchas otras perspectivas, millones de cosas que seguir aprendiendo sobre el origen de la vida. Y sigo hablando de “mi GTC”, al que vi crecer desde que era un agujerito en el suelo hasta que lo inauguraron en 2009. Qué gustazo da ver trabajar a los astrónomos desde su sala de control, capturando en silencio los secretos de la noche de los tiempos…

¿Ven? No puedo dejar de babear por la Ciencia.

Y lo que me queda.

PD: Gracias por ofrecerme escribir en la página. A veces una hace las cosas  sin ponerle nombre. Yo llevo diez años haciendo esto y, hasta hace poco,  no era consciente de lo que hacía, de la pasión que le echaba. Porque  esta labor está intrínsecamente ligada a la pasión por querer comprender  y, como dice Lucas, salir corriendo a transmitirlo. Un día me puse a preparar un CV y no sabía definir qué era yo. Pensé “no soy periodista,  no soy científica, sólo cuento las cosas que hace la gente que me  rodea…”. Y resultó que eso era divulgación de la ciencia. Y flipé.  Gracias por haberme hecho volver a mis orígenes: qué ejercicio más  bonito el de tirar del hilito hasta los inicios, recordando sensaciones y  momentos.

Natalia Ruiz Zelmanovitch (París, 1972): Divulgadora de la Ciencia. Trabaja para el proyecto Consolider-Gran Telescopio Canarias del MICINN desde el Centro de Astrobiología (CSIC-INTA). Es miembro de la ESO Science Outreach Network en España, tiene una sección en el programa de radio “Galaxias y Centellas”, un blog de cuentos científicos y un blog de sólo cuentos (www.cuentofilia.com). En sus ratos libres es actriz y, aunque no quiere encasillarse, hace de Henrietta Leavitt en cuanto le dan ocasión.

This entry was posted in Uncategorized and tagged , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

5 Responses to Babear por la Ciencia, por Natalia Ruiz Zelmanovitch (nzelman)

  1. Pingback: Galería de visitantes de Marte | El navegante - Blog elcorreo.com

  2. Gracias Natalia
    Comparto tu sentimiento pero con el MAGIC Telescope. Yo también estuve a finales de siglo pasado y principios de este en el ORM.
    Me ha encantado tu forma de comentar lo que uno siente allí. También vi construir el GTC aunque no de forma continuada, claro.
    En HEGRA (ahora MAGIC) pasábamos larguísimas temporadas allí, viviendo entre las nubes y las estrellas. Una maravilla que nunca olvidaré.
    Un abrazo
    Juan

  3. Estimada Natalia:
    Al igual que tu, a mi tambien me gusta mucho la astronomia sin embargo me gusta mas hacer las componentes opticas que utilizan algunos de los telescopios. Trabajo en el Centro de Investigaciones en Optica de Mexico donde fabricamos partes de las lentes del espectriografo Frodospec para la Universidad de Liverpool UK, EDiFiSE para Canarias y ultimamente nos han confiado la manufactura de las lentes del espectrografo Megara, que espero que pronto lo iniciemos. De igual forma me han confiado la tarea de revisar lo que implique la posible fabricacion de las componentes opticas de 4-MOST y el dia de ayer me llego informacin del ESPRESSO Blue and Red Cameras.
    Felicidades por la dificil tarea que te has echado a cuestas…. la divulgacion de la ciencia

  4. Pingback: Y lo que nos queda por ver… «

  5. Pingback: La pregunta Naukas 2018 – Natalia Ruiz Zelmanovitch | Naukas | Naukas

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>